Crítica clásica: Saw (2004)

SawTítulo: Saw (2004)
Duración: 100 min.
País: USA
Género: Terror

Director: Dirige el director australiano James Wan. Hasta Saw, solo tenía en su currículum Stygian y el corto Saw, del que luego salió la peli. Después de Saw, ha hecho carrera en el cine de terror más comercial, destacando Silencio Desde El Mal, Sentencia De Muerte, Insidious 1 y 2, Expediente Warren 1 y 2 y la séptima peli de la saga de coches Fast & Furious. Su siguiente proyecto será dirigir la película del héroe de DC Aquaman, protagonizada por Jason Momoa.

Reparto: A pesar de que aparecen numerosos secundarios, algunos de ellos bastante conocidos, la película está llevada básicamente por dos actores. Por un lado tenemos a Cary Elwes, el mítico Westley en La Princesa Prometida, que aquí interpreta al doctor Lawrence Gordon. De larga carrera, ha participado en infinidad de películas, en su mayoría como secundario. El otro actor principal es Leigh Whannell, al que también veríamos en Saw 2 y 3 interpretando a Adam, así como en la saga Insidious. Otros miembros del reparto que cabe destacar son Danny Glover (Arma Letal), Dina Meyer (Starship Troopers) o Michael Emerson (el mítico Benjamin Linus de Perdidos).

SawSinopsis: Dos hombres despiertan en una habitación, atados por el pie con unas cadenas y sin saber como han llegado hasta allí. Poco a poco irán descubriendo que deberán pasar una serie de pruebas para poder salir vivos de semejante rompecabezas.

Opinión: Volviendo a ver Saw después de más de diez años, y quizá debido a sus nefastas secuelas, había olvidado lo entretenida y original que es esta primera parte de la franquicia. La situación de los dos hombres encadenados, que en principio no debería dar para mucho, consigue formar un relato donde no faltan los giros argumentales, la sangre, la intriga y desde luego, la ansiedad de estos dos tipos que se encuentran en un problema de cojones.

SawCon Saw se consiguió una cosa muy importante para muchas de las pelis/sagas que vendrían a continuación, y fue el llevar un pasito más el cine de terror con toques de gore al gran público. Por eso, cuando se estrenó la primera Saw, su impacto fue enorme, y ya no hablamos de sus secuelas, alguna de ellas clasificada directamente X. Y eso a pesar de que en realidad en cámara nos muestra más bien poco: es lo que no te cuenta lo que más inquieta.

La peli está bien dirigida a pesar de su tono de telefilm. La ambientación es estupenda y la sensación de angustia y agobio constante está genial. CadaSaw giro de los acontecimientos lo abrazas con ganas y a pesar de que hay algún agujero de guión y que a veces los personajes actúan un poco raro a la hora de tomar decisiones, la película sorprende y gusta.

Caso aparte merecen los actores. Mientras que Leigh Whannell está correcto sin más, Cary Elwes demuestra una vez más que es un actor pésimo, en la que quizá sea su peor actuación. Sobreactuado, ridículo y poco creíble. A veces da risa las caras que pone, y en un papel como este es de suspenso absoluto. A pesar de todo, una película obligatoria para todos aquellos amantes del terror angustioso y con mala leche.

Para amantes del gore light y de la intriga malrrollera, que disfruten con buenos giros argumentales.

MÁS: Crítica clásica de Halloween II
MÁS: Crítica clásica de La Noche De Halloween

Leave a reply

You may use these HTML tags and attributes: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>